Antes de entrar deja fuera tu rabia y tu ira. Bienvenido a este bosque encantado, un lugar donde podemos dar rienda suelta a ese niño que todos llevamos dentro, tienes mi permiso para dejarlo salir y que haga locuras. Sumérgete en este mundo mágico de las hadas y los duendes y vuelve pronto, te esperaré agitando mis alas.

SE REUNIÓ EL CONSEJO

PARA LA MÚSICA DEL BLOG PARA OIR EL AUDIO

lunes, 9 de abril de 2018

El Bosque de los Suicidios




El Aokigahara, conocido como el Mar de Árbole,s es un bosque de 35 km² ubicado al noroeste de la base del monte Fuji entre la prefectura de Yamanashi y la de Shizuoka, Japón. El bosque tiene una asociación histórica con demonios de la mitología japonesa, y hay poemas de 1.000 años de antigüedad que indican que el bosque está maldito.1 El turismo ha quedado limitado únicamente a zonas vigiladas y, aunque no está prohibido adentrarse al bosque, se colocan numerosas señales de advertencia en varios idiomas para ayudar a las personas que piensan en suicidarse a que busquen ayuda de familiares antes de dejarlo todo.

Aokigahara se formó de los torrentes de lava de las constantes erupciones del monte Fuji ocurridas entre los años 800 y 1083, siendo la erupción Jōgan, ocurrida en 864, la que más contribuyó a su formación, teniendo una duración de 10 días y abarcando parte de la bahía de Edo y la provincia de Kai.3 La cantidad de lava emergida afectó a un antiguo lago en las cercanías llamado Senoumi, dividiéndolo en 3 lagos; Sai,  Shōji y Motosu
En el Japón feudal del siglo XIX, cuando las hambrunas y las epidemias azotaban a la población, las familias más pobres abandonaban a su suerte a los niños y a los ancianos que no podían alimentar. Por este motivo, surgieron historias que afirmaban que el bosque estaba encantado por los fantasmas de los que allí murieron.5 Su fama como lugar de suicidio quizá se deba a que en 1960 se publicó la novela Nami no Tou, de Seicho Matsumoto, en la que al final de la obra dos amantes se suicidan en el bosque. Además, en 1993 se publicó El completo manual del suicidio, de Wataru Tsurumi, una guía para suicidarse donde recomienda este bosque como un lugar idóneo para quitarse la vida.[cita requerida]

En el año 2016 se estrenó la película de terror The Forest, inspirada en la historia reciente del bosque.

Extensión del bosque Aokigahara y el lago Saiko
La superficie del bosque está formada principalmente por una espesa capa de roca volcánica, dificultando el trabajo de herramientas manuales como picos y palas.6 En los alrededores del bosque hay una serie de rutas no oficiales que los voluntarios locales utilizan para adentrarse al bosque en la búsqueda anual de cadáveres o personas desaparecidas.6 En años recientes, los excursionistas que se adentran al bosque marcan su camino de ingreso con cinta adhesiva como medida preventiva de evitar perderse. La cinta adhesiva colocada por excursionista comúnmente no es retirada por los mismos, creciendo gradualmente y encontrándose hasta 1 km adentro del bosque.6 Después del primer kilómetro en dirección al Monte Fuji, el bosque se encuentra en un estado más "puro", con zonas ausentes de basura y de signos de presencia humana.[cita requerida]
La cueva de murciélagos en el lago Saiko, una atracción turística en las cercanías de Aokigahara. El bosque es conocido por ser un lugar popular para suicidarse. Es el lugar en el que más gente se ha suicidado en Japón y el segundo en el mundo, después del puente Golden Gate ubicado en San Francisco, Estados Unidos.78

El gobierno local declara que desde la década de 1950 se han hallado alrededor de 500 cadáveres. La causa principal de la muerte de estas personas es el suicidio. Muchos de los cadáveres tenían alrededor de 30 años de edad en el momento de la defunción.8 La cantidad de suicidas ha aumentado desde 1988, aumentando hasta casi 73 muertes al año.910

En 2002 se encontraron 78 cadáveres en el bosque, con lo que se superó el anterior récord de 1998 de 73,11 y en 2003 la tasa ascendió a 100 personas. Por este motivo, en los últimos años el gobierno local ha parado de dar a conocer el número de suicidios, para de alguna manera evitar asociar Aokigahara con el suicidio.5 La alta tasa de suicidios ha hecho que se designara a operarios para que colocasen carteles en el bosque, tanto en japonés como en inglés, con el fin de que aquellos que vayan con el propósito de suicidarse busquen ayuda. Las batidas para la búsqueda de cuerpos se lleva realizando desde 1970.12 Unos 300 operarios se adentran anualmente en el bosque para localizar los cadáveres que no han sido encontrados por los visitantes y guardias forestales. Incluso la policía patrulla los alrededores en busca de posibles suicidas.

Un mito popular sobre el Aokigahara es que los yacimientos de hierro magnético que hay en el lugar hacen que las brújulas y los GPS dejen de funcionar, provocando que los viajeros se pierdan.

10 comentarios:

  1. Hola Julia.. Curiosa, interesante y "esgarrifadora2 historia la que nos cuentas, los bosques siempre han sido objeto de legendas, pero ese ademas es tan macabra que incluso hay mucha gente que creo que va a el a suicidarse..
    En fin gran historia nos has contado.. Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo he puesto porque la película me hizo mucha impresión.
      Es algo muy extraño y curioso.
      Besos

      Eliminar
  2. Hola Julia, te imagina lo que habrá allí, mejor no pensarlos. No he visto la película, pero deber ser tremenda, si he visto esto en la televisión en algún documentar, no lo recuerdo muy bien, solo ser que ya impresiona verlo.
    Un calido abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si tienes ocasión, ve la película, al menos a mí, me impresionó mucho.
      Gracias por tu visita.
      Besos

      Eliminar
  3. Bueno, ¡que horror de bosque!
    No se me ocurriría ir por allí... aunque no piense en suicidarme
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo más triste, es que es muy bonito y exuberante, pero igual de peligroso.
      Besos

      Eliminar
  4. Con lo miedosa que yo soy como para darme un paseo por ese bosque y me encuentre a algún suicida y no tengo ningún interés por ver la película, ¡Que horror! A ver si esta noche consigo dormir.

    Besos de Espíritu sin Nombre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí la película me impresionó mucho y por eso he puesto el reportaje, claro que no me quitó el sueño ni mucho menos.
      Besos, mi asustona amiga

      Eliminar
  5. Encantada de visitarte en tu bosque encantado
    Un Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Princesa y yo encantada de verte por aquí.
      Un bosque terrible.
      Besos

      Eliminar

Deja tu comentario, todos serán bien aceptados, pero eso si, se respetuoso.
Gracias